¿Cómo mejorar la seguridad de tus niños en sus smartphones?

Cada vez es más común ver como padres compran a sus hijos dispositivos móviles. Smartphones, tablets o gadgets con capacidad de conexión a internet; los cuales, podrían ser en gran medida armas de doble filo. Es bien sabido que existe la posibilidad de que, o el niño incurra en prácticas indebidas, o sea víctima de terceros malintencionados. ¿Qué hacer entonces? Lo recomendable es mejorar los niveles de seguridad y así su protección; aquí te contaremos cómo hacerlo.

Monitorea el uso del smartphone con una aplicación

Existen muchas aplicaciones capaces de monitorear la actividad de tus hijos, en pro a mejorar su seguridad. En algunos países se considera “invasión a la privacidad”, pero existen excepciones como esta, en la que padres preocupados quieren observar si el pequeño corre peligro. Sobre todo, si este es menor a 10 años; ya que como mencionamos, cada vez es más común ver a padres regalarle smartphones a estos.

Algunas de las más famosas y efectivas incluyen a mSpy, o Hoverwatch. Su modo de uso es similar: inicias sesión en un panel, creas tu cuenta, e instalas la app en el móvil del niño o la niña. Luego de ello, desde el panel de tu cuenta podrás verificar cada actividad, incluyendo la de redes sociales (que son en gran medida el foco donde contactar con extraños).

Además te servirá para recuperar el smartphone si ha sido robado; aunque también puedes complementarlo con un SeguroMovil confiable. Redundantemente, SeguroMovil es el mejor de su clase, ya que te permitirá reponer tu dispositivo en caso de robo indistintamente si era de alguna operadora en específico o no y sus cuotas mensuales son bajas. ¿Qué tal?

  1. Limita el tiempo que pasa tu hijo con el móvil

No tiene absolutamente nada de malo crear reglas de uso para el smartphone. Es posible que tu hijo acostumbre a usarlo antes de dormir, o en su recamara. Debes controlar el tiempo que pasa con este, ya que posiblemente además de ser un foco de peligros, pueda generarle distracciones para sus actividades escolares.

  1. Conoce a sus amistades

Un niño de 10 años o menor con un smartphone, es una personita inocente que puede caer muy fácil en trampas hechas por hackers. Existen muchas tretas que este tipo de usuarios malintencionados suelen realizar; entre ellas, usar fotos falsas en redes sociales, o escribir haciéndose pasar por otra persona. Incluso, podrían hacer que otro niño o niña hablase por teléfono por ellos (para engañar usando el tono de voz).

Por lo tanto, lo más apropiado es que como padre o madre conozcas con quien se comunica tus hijos. Pasa tiempo con ellos, y cerciórate de su círculo de amistades en la escuela, o en su vecindario. Después de todo, mejorará los vínculos entre los padres e hijos.

4. Cómprale un dispositivo básico

Como última medida, podrías evitar la compra de un smartphone y comprar los llamados feature phones. Los cuales son simples; únicamente para llamadas y mensajes de texto. Luego, cuando tenga más edad y sea consciente de su entorno, podrás regalarle un móvil más avanzado. Notarás la tranquilidad al dejarle el teléfono.

Te aseguramos que con estos consejos estarás mucho más tranquilo en casa mientras tu hijo está en la escuela, o de excursión usando su smartphone. Recuerda, que lo más recomendable es que comience su uso después de los 12 años y no antes, ya que su inocencia podría atraer a personas con malas intenciones.

 

Leave a Reply

Este formulario recopila su nombre y correo electrónico para que podamos comunicarnos con usted. Consulte nuestra política de privacidad para más información. Doy mi consentimiento para que esta web recopile mi nombre y mi correo electrónico. *